RINCONES
Iglesia Parroquial Nuestra Señora de las Mercedes

Fue fundada, quizá, durante el dominio de Jaime II de Aragón en el siglo XIV pero construida entre los siglos XVIII y XIX, si bien se cree que la zona del ábside y el camarín de la Virgen son fábrica del siglo XVI, mientras que la torre campanario está documentada, según consta en el Libro de Fábrica del Archivo Parroquial a finales del último tercio del siglo XVII, durante el reinado de Carlos II de Austria.


Tras la riada del pantano de Puentes, entre 1804 y 1820, se hubo de reconstruir encargándose del proyecto Salvador Gonzálvez Ros.
Se trata de un pequeño templo de nave única y planta de cruz latina. Se divide en el interior en cuatro tramos y la nave central se comunica a través de arcadas con capillas laterales que se distribuyen a lo largo del templo. El crucero de la iglesia está cubierto con cúpula sobre pechinas mientras que el resto
de la nave se cubre con bóveda de cañón.
El exterior del templo es de líneas sobrias, muy del gusto neoclásico y cabe decir de él que su diseño recibió un premio de la Academia de Bellas Artes de San Fernando. Destaca su torre campanario de estilo barroco murciano sobrio, realizada en fábrica de ladrillo y abierta en su zona de campanas con cuatro arcos de medio punto. En la fachada de entrada destacan las pilastras jónicas, los dinteles y dos vanos elípticos con rejería y cristales de colores.

Este pequeño templo llegó a tener imágenes de gran valor, obras de Salzillo y Roque López, la mayoría de ellas destruidas en 1936 ó enajenadas entre 1966 y 1978. Se conserva, sin embargo, la talla de vestir de la patrona, coronada en los años cincuenta por el obispo de la diócesis, Monseñor Sanahuja, un San José, un San Fulgencio o un San Roque, este último atribuido a Nicolás Salzillo, obras todas de factura salzillesca.

Molino de Abades o del Obispo

Obra hidráulica que pertenició en un principio a la Iglesia con orígenes reales, puesto que se cree que fue mandado construir por Alfonso X el Sabio en 1243.
El Molino aprovecha un salto de agua en la acequia Alquibla, en el límite occidental con Alcantarilla.

Aquí se reparten aguas hacia las acequias de Santarén, Benialé, Benavía y Menjalaco.
Su función fue la de moler harina, pimentón, etc... y en sus últimos años generó luz eléctrica a Puebla de Soto, Alcantarilla, Javalí Nuevo y Viejo, La Raya, Nonduermas y otras zonas limítrofes de huerta.
Ermita de San Antón de la Escudera

Construida en el paraje pueblano de La Boquera en el año 1765 por orden de Baltasar Escudero que ordenó que se hiciera una misa, de por vida, todos los Domingos.
En su interior se encontraba la bella imagen de San Antón, atribuida a Francisco Salzillo, que fue trasladada desde la Iglesia parroquial de Puebla de Soto para ser titular de esta ermita en el año de su construcción.
Actualmente la imagen de San Antón se encuentra en manos del Ayuntamiento de Archena que acogío la donación por parte de su propietaria.